miércoles, 20 de julio de 2016

Cómo dejar preparado tu trabajo antes de irte de vacaciones


La mayoría de las personas afirman que irse de vacaciones les supone un aumento de las horas de trabajo. Muchas veces los días previos al descanso coinciden con la marcha de algún compañero, por lo que hay algunas tareas que se tienen que cubrir, sumándole el incremento de dejar nuestro trabajo hecho y organizado antes de irnos de vacaciones.

Lo recomendable es no dejar las tareas para última hora e ir preparándolas meses antes a nuestro periodo estival, por ello hemos recopilado algunos consejos que pueden serte útil para hacer más amena y llevadera tu marcha de la oficina.

1. Planificar y organizar el trabajo.

Lo más importante antes de marcharnos es revisar todas las labores que debemos realizar y organizar una lista de tareas pendientes, hechas y acabadas; nos ayudarán a ahorrar tiempo y trabajo.

2. Informar de la marcha.

Si dependes de un jefe superior debe estar informado de la totalidad de tus vacaciones, también es aconsejable avisar al resto de la plantilla, clientes o proveedores.

3. Programa un correo electrónico.

Puede que mucha gente quiera contactar contigo y no sepa que estás de vacaciones, por eso, siempre es bueno programar una contestación automática en el correo electrónico para que haya feedback con la persona interesada en contactarte. A tu regreso siempre podrás retomar eso temas.  

3. Delegar alguna de las funciones.

Una vez que todos están informados es recomendable delegar alguna de tus funciones, si son necesarias realizarse durante tu periodo de vacaciones, por supuesto. Lo idóneo es confiar en alguien de la plantilla y darle la oportunidad y confianza para realizar tu función.

4. Hacer reuniones de equipo.

Es indicado establecer ciertas reuniones de trabajo antes de que la plantilla se marche de vacaciones. Es buena idea exponer las tareas individuales que deben estar cubiertas y fijar un calendario con fechas.

5. Ordenar el puesto de trabajo.

Organizar nuestra mesa, los archivos e incluso nuestro escritorio y el ordenador; eso nos ayudará a encontrar un ambiente de trabajo más organizado y fresco.

6. Desconecta.

Lo más importante es no viajar a cuestas con el portátil para poder disfrutar más de las vacaciones. Para tu bienestar mental es recomendable alejarte de las tecnologías lo máximo posible. Evita conectarte a internet para temas relacionados con tu actividad profesional, disfruta de la compañía familiar y deja la orden de que te contacten sobre temas laborales solo en caso de que sea estrictamente necesario. 

Todas estas recomendaciones nos ayudan a planificar nuestro trabajo antes de marcharnos. Al regreso encontraremos una rutina con optimismo y descanso gracias a la planificación previa de un trabajo bien hecho. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada